Cómo evitar las largas esperas en el aeropuerto antes de tu gran viaje

No hay nada igual que ese momento tan esperado en el que, por fin, puedes decir adiós a tu puesto de trabajo durante unos días e irte de vacaciones, especialmente si tienes la suerte de montarte en un avión e irte de viaje a algún lugar en el que puedas desconectar y dejar todas las preocupaciones a un lado.

Posiblemente, te encuentres en esta situación y estés a punto de ser tú la persona que vaya a subirse a ese avión. En ese caso, te recomendamos que prestes atención y tomes nota, porque con este post queremos echarte una mano para que nada pueda estropear este momento y disfrutes de esas merecidas vacaciones. ¿Te gusta la idea? A continuación, te vamos a dar una serie de consejos para evitar las colas y las largas esperas en el aeropuerto antes de tu gran viaje. ¡Comenzamos!

evitar-colas-aeropuertos (1)

Aparca en un parking

Una de las principales causas por las que tienes que sufrir colas y largas esperas al llegar al aeropuerto está directamente relacionada con la búsqueda de aparcamiento para tu coche.

Aquí se suelen dar dos situaciones: una en la que, con el objetivo de que no se te haga tarde, sales hacia el aeropuerto con mucho tiempo antes de que salga el avión, lo que hace que al final tengas que estar esperando una eternidad antes de que se abra la puerta de embarque; y otra en la que sales con el tiempo justo y al final acabas llegando por los pelos debido a las colas que te has encontrado al buscar aparcamiento.

Como no queremos que tengas que pasar por ninguna de estas situaciones, te recomendamos que contrates un aparcamiento en el Aeropuerto de Alicante antes de salir de casa. Esta es la mejor opción, ya que de este modo, te asegurarás un aparcamiento de calidad en el que cuidarán tu vehículo y en el que te librarás de cualquier cola.

Lleva la comida de casa

Si tienes que hacer alguna escala a lo largo de tu viaje y debes aprovechar esa parada para comer, lo mejor para no tener que toparte con interminables colas en los restaurantes del aeropuerto es que te lleves la comida preparada de casa. De esta forma disfrutarás de una mayor comodidad, te ahorrarás las colas y también ahorrarás una importante cantidad de dinero.

Consulta el horario de facturación antes de salir de casa

Para tenerlo todo bajo control, lo mejor es que consultes el horario de facturación antes de salir de casa. Es una de las mejores opciones a la hora de evitar las colas y de no tener que esperar durante horas a que abran los mostradores de facturación. De este modo, podrás controlar bien el tiempo y salir en el momento perfecto de casa para llegar al aeropuerto y poder ir a facturar tu maleta sin tener que perder el tiempo.

Vacaciones en casa

A pesar de que nos encanta viajar, la realidad es que no todos los años podemos disfrutar de una merecidas vacaciones en lugares lejanos y exóticos. Ya sea por el trabajo o por falta de dinero hay veces que nos toca vivir los meses de verano desde casa un poco tristes por no poder salir de nuestra ciudad, cuando parece que todo el mundo se marcha lejos.

Pero no todo es malo, es el momento idóneo para poder organizar y llevar a cabo todos esos planes que tienes a medio hacer, todo lo que pospones para “más adelante”. Pues ha llegado el momento de que te pongas manos a la obra.

Hoy os dejamos algunos consejos para disfrutar de las casaciones, una larga lista de cosas por hacer.

Ordena tu espacio

Vivir con tu habitación o casa hecha un desastre no siempre es malo, el desornen muchas veces es tu propio orden. Pero aprovecha estos meses para organizar tu espacio vital y hacer una pequeña limpieza de todo aquello que realmente no necesitas.

Fotografías

Ordena tus fotografías, los álbumes que están sin empezar o por organizar. Si además tienes cámara y eres un amante de ver el mundo detrás del objetivo, sal. Cógela y descubre la vida desde otro punto de vista.

Escapadas

No siempre el verano conlleva grandes viajes y lugares increíbles por descubrir. Muchas veces, pequeñas escapadas por los alrededores son suficiente, esos pueblos que de otro modo no hubiese conocido y que guardan su encanto particular.

Mascota

Si no tienes un animal, es un buen momento para adoptar o hacerte con uno sabiendo que es una verdadera responsabilidad, además de un ser que va a proporcionarte cariño. Si ya tienes uno, pasa tiempo con él, sal a pasear o, simplemente, mimale.

Prueba

Comienza esos cursos, talleres o todas las actividades pendientes de realizar que aun no has comenzado por “falta de tiempo“. Hazlo sin miedo a dejarla a la mitad si no te apasiona, prueba cualquier reto que se te ponga por delante sin miedo a fallar, puede que encuentres una nueva pasión.

Ahorra

Es una buena oportunidad para ir creando un pequeño fondo que te sirva de apoyo para el futuro. Sin embargo, no te centres en ello, disfruta ante todo, despilfarra si quieres o sé cuidadoso.

Lee

Lee todo lo que llegue a tu mano o esos libros que te apasionan que están cogiendo polvo en la estantería. Siéntate y lee, huye a algún destino cercano y lee, túmbate en la cama y lee. Ríe, llora, sueña y odia esas miles de historias que puedes vivir a través de las letras.

Escribe

Aprovecha a escribir, tu propia novela o la historia de tu vida. Plasma tus pensamientos sobre papel, con lápiz o a ordenador. Cuenta todo lo que llegue a tus oídos o cada una de las cosas que vengan a tu mente, con o sin sentido.

Recupera viejas amistades

Gracias al tiempo libre, ha llegado el momento de poder recuperar el tiempo con esos amigos y conocidos que hace tiempo que no ves. Cena o tómate una cerveza con las personas que hacia tiempo que no veías mientras os ponéis al día.

Aprovecha

Ve a ver películas, series o conciertos a los que siempre has querido ir, pero, quiza por unas cosas u otras, no has podido. Este es el momento.

Hazte voluntario

Ayudar a los demás no solo es algo que repercute a otros, sino que te ayudará a tu mismo a sentirte mejor. Ya sea con animales, niños, mayores o enfermos, el poder realizar un voluntariado es algo que directamente te recompensará.

Haz ejercicio

Comienza con esa rutina de deporte que durante el año no has podido realizar. Además, por la altas temperaturas, es recomendable el llevarlas a cabo a últimas horas del día por lo que puede encajar a la perfección con tu horario de trabajo.

Poder cancelar planes si quieres

El no tener una obligación fija un viaje organizado o una actividad, te permite que puedas cancelarlo sin ningún tipo de remordimiento.

Familia

Pasa tiempo con los tuyos, recuperar momentos, cena con ellos o tomate un helado con los que más quieres. Haz algunas escapada o recuerda viejos tiempos a su lado.

Listas

Haz las listas de lo que quieres hacer  o de lo que no quieres. Cumplela, rompela o déjalas a medias.

Otra opción, simple, descansa, duerme siesta, desconecta y date tiempo a ti, a no hacer nada, solo disfrutando del silencio.

Consejos para pasar unas vacaciones inolvidables con tu pareja

En esta época del año es costumbre pasar unos días de descanso con nuestra pareja, en los que en ciertas ocasiones puede salir perfecto, pero en los que otras veces, los enamorados salen “dos por tres calles”. Con esto quiero decir que para muchos, las vacaciones suelen ser una experiencia inolvidable y para otros, un completo infierno. En este sentido, para evitar ese “mal sabor de boca”, ambos tenéis que estar concienciados de que tenéis que dar lo mejor de vosotros para que nada malo ocurra.

Por ello, os propongo ciertos consejos para erradicar por completo esos “malos rollos” que pueden surgir por pasar varios días juntos, las veinticuatro horas pegados. Básicamente porque, si el resto del año cada uno vive en casa con sus padres, en verano pueden salir todos los sentimientos “a flor de piel”.

Pareja de novios en la playa

Pareja de novios en la playa. Fuente: www.pixabay.com

Por lo tanto, para que la convivencia estival con vuestra pareja no sea una pesadilla, interiorizad estas propuestas que funcionan de forma eficaz:

-Evitad idealizar las vacaciones.

El primer error que surge por parte de la mayoría de las parejas, es creer previamente que esos días van a ser excepcionales. Eso es algo utópico. En tus vacaciones no sabes lo que va a pasar, hasta que no llegues allí y lo viváis por vosotros mismos. Entonces, os recomiendo que no planeéis ni planifiquéis las vacaciones, puesto a que todo sale mejor de manera improvisada. Si organizáis paso por paso, nada saldrá así. ¡Os lo digo por experiencia!.

-Intentad no pasar los veinticuatro horas con tu novi@.

Esto es tan fácil como que es muy brusco el no verse durante el resto del año de forma constante a hacerlo directamente durante estos días. Que os quede claro que si llegáis a ese extremo, sin ir poco a poco, los roces llegarán y “no es plato de buen gusto” que en vacaciones discutáis. Con lo cual, mi consejo es que, si puede ser, alguno de los días quedéis con familia, con amigos (si coincide), o por el contrario, intentad hacer amigos.

-Es necesario que tengáis momentos exclusivos de intimidad.

Completamente opuesto a la propuesta anterior, tenéis que tener muy en cuenta que las vacaciones son el momento más íntimo del año en el que la pareja se puede conocer mejor. Así pues, lo que tenéis que hacer es, algunos ratos de las vacaciones quedaos solos en la habitación del hotel o del apartamento, y conoceros al 100%. Hablar, veros una película o hacer el amor apasionadamente. En esos momentos, veréis si de verdad, podéis ser una pareja duradera o efímera.

Momentos de intimidad de la pareja

Momentos de intimidad de la pareja. Fuente: www.pixabay.com

-La pareja “debe ser una empresa”.

A lo mejor suena a chiste, pero es la verdad. Tenéis que negociar. Tenéis que poner en común vuestros puntos de vista y llegar a un acuerdo. Como digo yo, la pareja se complementa dando cada uno, al menos, un 50% de sus pensamientos, y compartirlos con el 50% del otr@.

-No poneos barreras ni obstáculos.

Esto quiere decir que “dejes las manías en casa”. Procura no actuar como lo haces en tu casa. Respeta y sé prudente, porque muchas veces no sabes como va a reaccionar tu pareja. Ve poco a poco, que tu pareja te vaya conociendo pausadamente, no le implantes de repente tus costumbres.

-Quédate con lo bueno de tu pareja.

No seas quisquillos@. No saques punta a cualquier acto involuntario, sin ámbito de ofender de tu pareja, ya que probablemente os haría discutir de forma compulsiva. Debéis quedaros con el lado bueno de las cosas, y no ser rencorosos. Todo el mundo se puede equivocar. Aprende a saber perdonar, y sobre todo, a entender que, si tu te equivocas, te encantaría que tu pareja no se lo tomase a mal ni como algo personal.

A fin de cuentas, procurad que las vacaciones sean fascinantes, inolvidables e irrepetibles, y por supuesto, concienciaos de que si os vais de viaje juntos es para que haya muchos momentos posteriores así. Intentad dar todo lo mejor de vosotros mismos, os sentiréis personalmente muchísimo mejor. Haced todo lo posible para sacar lo más maravilloso de vosotros y día a día, seguid enamorando a vuestra pareja, ¡y qué mejor que hacerlo en vuestros días de descanso!