Conoce Marruecos

Tan cerca y a la vez tan lejos. Es la mejor descripción que podemos hacer de Marruecos como destino turístico. Los prejuicios sobre su cultura impiden en muchos casos viajar a nuestro país vecino pero es, sin duda, esa propia cultura la que nos obliga visitarlo, ya que descubriremos numerosas costumbres que desconocemos y que nos harán enamorarnos de este país.

Entre estas cosas se encuentran su música y, sobre todo, su arquitecturason puntos principales de atención. Conservándose muy vivas, el folklore está presente en todo el país y no es extraño pasear por sus calles mientras de fondo se escucha una dulce melodía árabe procedente de un mercado, una casa, una mezquita.

En cuanto a las ciudades, hay algunas de visita obligatoria. La primera de todas, por supuesto, Casablanca. Con paisajes de película, no es extraño acordarnos de la que lleva su nombre y es protagonizada por Humphrey Bogart e Ingrid Bergman. Principal núcleo neurálgico del país, no es una ciudad que nos parezca hermosa a simple vista sea hermosa, sino que nos lo parecerá una vez hayamos investigado por todos sus rincones. Uno de los lugares a descubrir es el Parque de la Liga Árabe, una agradable zona verde ideal para descansar, o la Plaza de las Naciones Unidas, un conjunto de edificios de los años 20 muy bien conservado.

Otro de los lugares que debes visitar es su capital, Rabat. No es uno de los principales destinos turísticos, lo que la hace precisamente más atractivo. La que a lo largo de los años ha sido conocida como “ciudad de los jardines”, es ideal para conocer la cultura marroquí sin la presión de estar en un lugar masivamente turístico.

Marruecos

Fuente: Turismo Digital

La naturaleza también ocupa un lugar interesante e importante en Marruecos. Para los senderistas se convierte en el destino ideal en el que practicar sus ejercicios preferidos, todo ello bajo la maravillosa vista de hermosos paisajes a tus pies.

Uno de los platos típicos es el cuscús, tradicional de las casas árabes. Es el almuerzo de los domingos entre las familias marroquíes, aunque para los turistas se puede encontrar cualquier día de la semana. Podrás disfrutar, de igual forma del mechui (cordero asado muy lentamente) o el tajine (ragout de carne, pollo o pescado y legumbres estofadas).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *