Las islas más pequeñas del mundo

En Cuaderno de Viajes te hablamos de incontables lugares del mundo que no deberías perderte. Siempre son grandes, superpoblados y con infinidad de cosas que ver. Pero en esta ocasión queremos que descubras unos lugares muy especiales, y no por los monumentos que haya en su interior ni por su gente, sino por su minúsculo tamaño. Te presentamos las islas más pequeñas del mundo.

La Roca del Obispo se encuentra en las Islas Scilly, al sur de Inglaterra. No tiene más de 130 metros cuadrados y prácticamente toda esta superficie está ocupada por un gigantesco faro construido en 1858 con una altura de 44 metros. Las pequeñas dimensiones dificultaron su levantamiento. De hecho en 1847, cuando el faro estaba prácticamente terminado, una tormenta lo derribó, teniéndose que volver a construir de nuevo hasta que definitivamente en 1858 se dio por finalizado. Su difícil acceso hizo que más de un siglo después se construyera en la cima un helipuerto a través del cual se accede ahora.

Guatemala. A pesar de ser bastante mayor que la anterior lo que sorprende es la cantidad de gente que habita en ella: 13.700 personas. La Isla de Flores, de gran atractivo turístico cuenta con muchos hoteles donde alojar a sus visitantes y un sinfín de restaurantes en los que sirven cocina tradicional del pueblo. Existe una pequeña pasarela que conecta la isla con tierras guatemaltecas.

La última que te presentamos es una de las islas más pequeñas del mundo, pero a la vez también uno de los estados más diminutos del planeta. Se trata de la República de Nauru, situado en el océano Pacífico en la Micronesia. Tiene una superficie total de 21,3 kilómetros cuadrados en los que residen 10.000 habitantes. Llaman especialmente la atención las playas de agua clara y los corales que habitan en su orilla interior. Una imagen que seguramente nunca se borre de tu retina…

Tres lugares diminutos en los que quizá nunca habías pensado y que seguro te han despertado la curiosidad de seguir rastreando por internet. Si encuentras alguna, ¡avísanos!

Imágenes. www.universomarino.com, www.theworldgeography.com , Wikipedia

 

El norte de España, líder en turismo rural

Si observas las estadísticas de turismo rural en España, prácticamente en cualquier temporada del año, Asturias y Cantabria se encuentran en las primeras posiciones en cuanto a reservas. Sus paisajes, su buen clima (sobre todo en verano), la tranquilidad que se respira en los pueblos de montaña y en las aldeas aisladas, hacen de estas provincias norteñas dos lugares exclusivos donde pasar las vacaciones estivales, pero también para cualquier escapada invernal.

¿Qué nos ofrecen estos dos destinos para que se conviertan en cualquier temporada, en lugar elegido para descansar?

El primer motivo puede llevarnos a la tranquilidad de sus ciudades. Al contrario que lo que ocurre en los lugares costeros de Levante y el sur, el norte no es tan abrumador en cuanto a turistas hoteleros que eligen la primera línea de playa para sus vacaciones. Aquí se prefiere disfrutar del interior en lugar de los baños en el mar. De ahí que la costa no esté tan saturada como en el litoral mediterráneo. Mi última escapada me ha llevado precisamente allí, al norte, más concretamente a Gijón. Una ciudad que sorprende por su tranquilidad por la noche y la gran vida que tiene por las tardes, donde cientos de jóvenes se concentran en las calles para disfrutar de su bebida favorita, la sidra. Y todo con un clima maravilloso, donde superar los 27 nos fue casi una utopía. Maravillados quedamos todos con esta visita a una ciudad en la que nunca había estado. Desde sus movidas playas, el puerto y el monumento construido en el cerro de Santa Catalina donde es posible escuchar el mar sobre ti como si estuvieras en la misma línea de playa. Toda una obra de arquitectura de Chillida que sorprende y deja con la boca abierta a todos sus visitantes.

Y de Gijón a Santander. Capital de provincia, su historia se convierte en atracción fundamental de turistas nacionales e internacionales. Lugares como la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, el museo de Menéndez Pelayo, el barrio de “El Sardinero”… te invitarán a pasar una estancia inolvidable en la capital cántabra. Y si además has sido fiel seguidor de la serie “Gran Hotel”, podrás acudir al edificio donde se rodaban los exteriores. Se trata del Palacio de la Magdalena, uno de los lugares que más visita está recibiendo desde que se convirtiera en escenario de los rodajes de esta serie que terminó hace algunos meses.

Siguiendo la estela de Marco Polo

Algunos viajeros atraídos por los grandes descubridores y mercaderes de la historia, quieren imitar sus recorridos sintiéndose como auténticos exploradores de una tierra nueva y desconocida. Uno de esos personajes históricos es Marco Polo. Nacido en tierra de mercados (Venecia), su segundo viaje más importante le llevó a recorrer gran parte de la costa sur del continente asiático. Partiendo de tierras venecianas, su primera parada fue en Acre. Se trata de una de las ciudades más antiguas del mundo. Situada en Israel, su nombre ya aparece en algunos pasajes bíblicos. Los viajeros que llegan hasta ella sienten atracción por visitar los lugares más emblemáticos tales como el jardín encantado que trata de imitar el que ya existía en siglos pasados, o la prisión británica y sus calabozos.

El segundo destino de este peculiar viaje te llevará hasta Tabriz, en Irán. Imitando al descubridor Marco Polo podrás adentrarte en un casco histórico declarado Patrimonio de la Humanidad. Bagdad, capital del vecino Irak, también fue testigo del desembarco del mercader más famoso de todo el mundo. ¿Qué puedes ver en un destino como este? El zoológico es un lugar que probablemente nunca llegará a ser lo que era. Tras la invasión norteamericana, tan sólo 35 de los casi 700 animales que habitaban en su interior lograron sobrevivir. Ahora, con el trabajo de ingenieros de estadounidenses e iraquíes, se han recuperado las instalaciones, dispuestas para el regreso de los animales que desaparecieron tras la invasión.

Cuarta parada: Ormuz. Una ciudad que data del siglo XIII, se encuentra entre el golfo Pérsico y el océano Índico y ha sido ocupada por diferentes colonizadores a lo largo de la historia. Uno de ellos los portugueses, conquistaron la ciudad a comienzos del 1500 construyendo la famosa fortificación de Nuestra Señora de la Concepción de Ormuz. Después de pasar por ciudades como Balkh o Kashgar, Marco Polo llega a Pekín, capital de china y una de las ciudades más cosmopolita pero a la vez que más contrastes presenta de todo el mundo. Capital del imperio, actualmente se encuentra habitada por 20 millones de personas, su cultura es la que atrae a viajeros de todo el mundo.

Si quieres emular a los viajeros más célebres, sólo tienes que cargarte tu mochila a las espaldas e ir descubriendo aquellos lugares, que atrajeron, hace siglos a comerciantes de todo el mundo.

Imágenes: wikipedia

Consejos para viajar en coche

Salir de viaje lleva consigo un sinfín de preparativos. A la reserva de hotel, excursiones, planes…hay que sumarle aquellos consejos que hay que tener en cuenta para evitar problemas o incidencias de última hora. Cada verano vemos como en televisión nos avasallan con recomendaciones para tener un buen viaje. Son tantas veces las que escuchamos las mismas cosas que ya ni hacemos caso. Pero en realidad prestarles atención es una acción más que recomendable. Nosotros nos sumamos a esos informativos que no paran de hacernos recomendaciones y te recordaremos lo imprescindible para tener un buen viaje.

Si el desplazamiento lo vais a hacer en vuestro vehículo, tendréis que pasar las pertinentes revisiones mecánicas que vienen recomendadas por el fabricante para grandes desplazamientos. Mirar atentamente la presión de los neumáticos, el correcto funcionamiento de todos los elementos, el aceite y los líquidos de freno son consejos imprescindibles. Ten en cuenta que también es recomendable revisar todo durante las paradas. Paradas que por otro lado la DGT pide sean cada 200 kilómetros. La conducción aparentemente no cansa, pero los músculos tras horas sentados al volante piden relax porque se tensan al llevar tanto tiempo en la misma posición. Por eso aproximadamente cada una hora y media de viaje es recomendable hacer un alto en el camino y descansar.

En viajes donde sean varios coches de amigos los que tengan el mismo destino, quedad a una hora aproximada en un mismo lugar y evitad seguiros unos tras otros. Así lo único que conseguiréis será no prestar atención a la carretera y sólo atender al coche que lleváis delante o detrás para no perderos. Puede daros más de un disgusto si sólo estáis pendiente del coche que va antes que vosotros.

Viajar con niños a veces es más difícil de lo que se podría pensar. Si van entretenidos, el camino se les hará más corto y para los adultos, sobre todo el conductor, el trayecto no será excesivamente duro. Videojuegos, películas, música o libros pueden ser la técnica perfecta para que las horas de coche no se hagan aburridas ni eternas.

Para evitar daños innecesarios es mejor que todo el equipaje, ya sea de mano o grandes maletas vayan en el maletero o en la baca del vehículo. Llevarlas en el interior, junto a los pasajeros podría provocar heridas a los viajeros si se produjese algún tipo de colisión con otros vehículos.

Con estos consejos tanto la DGT como nosotros sólo tratamos de hacer tu viaje lo más seguro y agradable posible. Los grandes desplazamientos cansan tanto a niños como a mayores pero siguiendo una serie de pautas, el resultado puede ser bueno para todos.

Imagen: blog.carsycars.com, elblgodebebes.com